Cabify recibe $4MM de nueva inversión



El éxito que Cabify está teniendo en el mercado español y latinoamericano es más que notable. La compañía española está reinventando el transporte urbano, ofreciendo una solución de movilidad de calidad mediante diferentes tipos de vehículos con conductor y con gran valor añadido por la tecnología, con un resultado espectacular.

El lanzamiento en los últimos meses de su gama más asequible, Cabify Lite, ha disparado su crecimiento en todos los mercados donde opera. La nueva categoría está formada por berlinas de gama media con chófer, compitiendo con el mercado tradicional del taxi. A esto, se suma ahora una nueva inversión de 3,17 millones de euros (4 millones de dólares) liderada por anteriores inversores, como Seaya Ventures y Black Vine, y en la que han participado otros inversores latinoamericanos. Se trata de la primera parte de una ronda de financiación de serie B que será completada en los próximos meses.


El lanzamiento en los últimos meses
de su gama más asequible, Cabify Lite,
ha disparado su crecimiento
en todos los mercados donde opera.



Cabify se ha convertido en poco tiempo en una de las startups españolas que mayor inversión ha levantado, con un total de 16 millones de dólares. “Con Cabify hemos demostrado que hay una alternativa legal y más barata al servicio de taxi tradicional y con unas condiciones excelentes para los conductores. Una de las cosas de las que más orgullosos nos sentimos es de estar proporcionando un trabajo de calidad a los miles de chóferes que colaboran con nosotros”, explica Juan de Antonio, CEO y cofundador de Cabify.

Este nuevo paso supone una apuesta por la startup española que ha venido realizando una excelente labor de acercamiento a las necesidades de los usuarios en relación a las distintas alternativas de transporte urbanas. Rompiendo con el molde de transporte tradicional, la compañía presenta diferentes alternativas para la movilidad urbana mediante vehículos con chófer, que incluyen coches de gama alta, vehículos para grupos y una gama más asequible (bajo el nombre de Cabify Lite), que en España es un 20% más barato que un taxi.


Cabify presenta numerosas ventajas
para el usuario, como el precio cerrado
de punto a punto, la automatización del pago
y el sistema de peticiones y reservas por geolocalización mediante la App y la web.



Cabify presenta numerosas ventajas para el usuario, como el precio cerrado de punto a punto, la automatización del pago y el sistema de peticiones y reservas por geolocalización mediante la App y la web; pero representa también una oportunidad profesional para los conductores frente al sector en del taxi, con un pago justo y un trato acorde a ley. Esto último en España se cumple gracias a que los conductores de la compañía operan con licencias VTC, acordes con la legalidad vigente.

Cabify, que está creciendo en su facturación a un ritmo del 30% mensual, cuenta a día de hoy con una plantilla de 100 profesionales en cuatro oficinas de cuatro países y genera trabajo para más de 2.000 conductores.